Óvulos de ajo

pajo1

Cuando pensamos en utilizar medicina natural tratamos de encontrar complementos que tengamos en nuestros hogares o que sean de fácil acceso. Este el caso de ajo que se encuentra en casi todas las cocinas.
Algo importante, a tener en cuenta, es que no todas las medicinas son para todas las mujeres, siempre tenemos mayor afinidad con alguna que con otra .En mi caso, la primera vez que escuché hablar de los óvulos de ajo fue hace 5 años cuando estaba por parir mi primer hijo y le pregunté a mi partera de qué forma podría limpiar mi canal de parto, cuando ella me habló del ajo casi me dio un ataque de caspa! y finalmente usé óvulos de caléndula y árbol de té. Recién hace un año, cuando tuve una Cándida tan fuerte que ni siquiera con el tratamiento alopático me pude curar, decidí a recurrir al ajo. Además del cambio de alimentación y la mirada hacia adentro, para entender las emociones que me estaban generando esta patología, el ajo fue de gran ayuda en el tratamiento.

Cuando usarlos:
En cualquier tipo de infección por hongos como Cándida, tricomonas ,gardnerella, vulvitis o vaginitis en general. Si no sabes reconocer que es lo que tienes específicamente, es importante que realices una consulta ginecológica y teniendo un diagnóstico certero utilices el tratamiento adecuado.

Como se usa:
-Se saca la cascara con un cuchillo y se le hacen suaves marquitas para que se active la alicina (sustancia antobiótica del ajo).
-El efecto de la alicina dura dos horas, pero puedes introducirlo en la vagina por la noche y sacarlo por la mañana.
-Si no estás familiarizada con tu vagina puedes pasarle un hilo para que estos queden colgando y lo retiras fácilmente como si fuera un tampón, de todas maneras te cuento que no hay forma que nada se pierda allá adentro!
– Puedes utilizarlo de 7 a 10 días, descansar un periodo de una semana y observar cómo sigue tu cuerpo y si es necesario repites el proceso.

Importante

En caso de que tengas demasiada irritación se aconseja preparar la vagina previamente con óvulos de aloe vera, que es cicatrizante entre otras cosas, o con yogurt natural, ya que el ajo es muy fuerte y puede generar más molestias de las que ya tengas. Harás esto durante 3 o 4 días antes de usar el ajo.

Otras cosa que hay que considerar es que el ajo mata TODAS las bacterias, tantos las malignas como las benignas, alterando también nuestra flora vaginal, por eso es importante que cada vez que finalices el tratamiento con ajo te encargues de regenerarla con lactobacilos, que están por ejemplo en el yogurt natural. Para introducir el yogurt en la vagina puedes hacerlo con una jeringa (sin aguja).

Para acompañar el tratamiento local, es bueno tomar tintura madre de ajo, que puedes encontrar en las herboristerías, ya que los mismos patógenos que se encuentran en la vagina también habitan en el intestino. Además recomiendo la tintura madre de equinacia porque muchas enfermedades se deben a las bajas defensas, y esta planta es antiséptica y fortalecedora del sistema inmunológico por excelencia.
Bajar el consumo de azúcar, harinas blancas y lácteos es esencial para lograr un resultado óptimo.

Espero que esto te sirva de ayuda y puedas transmitirlo a otras mujeres que así lo necesiten.

7 pensamientos en “Óvulos de ajo

  1. hay que tener cuidado con la equinacea… conviene utilizarla por períodos muy cortos y repetir a intervalos largos (o solamente cuando ‘la necesidad’).. la lógica de esto es sencilla: sistéma inmunológico y echinacea, tienden a ser comadre y compadre y uno confiarse en que el otro, está haciendo bien su trabajo… al cabo de un rato no hay soldado alguno defendiendo el frente… je… parece chiste, pero no… alerta, de veras… de entrada, la equinacea fortalece las defensas, luego las sustituye y, lo más peligroso, cuando ella ya no está, por que deja de ser administrada, el sistema es un holgazán olvidado de trabajar y vulnera todo (todo) el organismo… salú…
    pd: si lo que quieres es preparar la vagina para usar los óvulos de ajo, te comento que también puedes hacerlo con ovulos de caléndula, estos los puedes comprar en una farmacia homeopática.

    Le gusta a 1 persona

  2. Pingback: Óvulos de aceite de coco | Cuerpo de mujer alma de bruja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s