Recuperar la movilidad pélvica

Entre el placer y la ciencia

d6493f818a8a3c3c4fe65fa27a791cd7

Después de meses de silencio cibernético, sumergida entre los estudios (medicina china), la maternidad y la vida cotidiana invernal, me tomo un tiempo para escribir una líneas sobre nuestras olvidadas caderas.

Las caderas son la residencia anatómica del útero, órgano capaz de formar vida y energía creativa todos los meses, como cuenco receptor se ve sumamente afectado por nuestras emociones, todo lo que no pueda ser digerido o manifestado se anclará y se “enquistará” en él. Así mismo el corazón, el hígado, el bazo y los riñones están estrechamente ligados al útero y la sangre menstrual, a través de canales energéticos  conocidos como meridianos, el estado en el que estos se encuentren afectarán directamente nuestro ciclo.

Antiguamente la danza formaba parte de la vida cotidiana, los ritos de transición, las ceremonias, las fiestas giraban en torno a la celebración, la música y el movimiento, nuestras caderas estaban flexibles y ligeras. En la actualidad esta cualidad se ha perdido y nuestra cavidad pélvica se encuentra totalmente rígida, endurecida. No es de extrañar que cada vez sean más las mujeres que sufren de dolores menstruales, SPM, endometriosis, quistes, miomas, etc.

El movimiento consiente genera el desbloqueo del útero y de los  canales energéticos que a su vez beneficiarán  al resto de los órganos. En un próximo artículo hablaremos específicamente de la interacción y la influencia que estos tienen sobre la menstruación (según la medicina tradicional china), por ahora sepamos que para lograr un estado de salud óptimo hay que dejar de vernos  como un cuerpo fragmentado (visión occidental), si no como un universo que se interrelaciona con cada parte que lo compone.

Recupera tus caderas!

Súper recomendado que practiques danza árabe, esta bella y sensual danza aportará flexibilidad, y relajación a tu útero y toda la musculatura pélvica, tus menstruaciones dejarán de doler y el placer sexual  y la líbido aumentarán. Otra alternativa maravillosa es la práctica de Qi gong o Chi kun, arte marcial interno. Pero no esperes a encontrar alguna instructora en estas disciplinas, comienza ahora!

– De pie con los ojos cerrados  concéntrate en la respiración abdominal, hazlo pausadamente, hasta llegar a un estado de relajación y entrega total.

-Coloca tus manos debajo del ombligo, siente como tu caldero se llena de calor.

mk

-Comienza haciendo pequeños círculos con tus caderas. Es normal que en un principio te sientas endurecida, incluso que duela y te cueste el movimiento, como todo entrenamiento ve despacio.

-Prueba girando hacia un lado y hacia el otro, trata de sentir cada parte de la musculatura, el movimiento debe ser totalmente placentero, siempre respirando, sintiendo el calor de tus manos, de tu útero, de tu pelvis. No hay objetivos estéticos, tu única intención es despertar el placer del movimiento.

-Si te sientes segura puedes aumentar el diámetro de los círculos.

-Si lo haces con música relajante mucho mejor.

De esto se trata habitarnos, de re-cuperarnos,  encontrar espacios de goce y exploración, tomarnos a nosotras mismas como fuente de salud y bien-estar puesto que nadie lo hará por nosotras.

También puedes leer Masaje de ovarios  Masaje de pechos

Que te disfrutes!

Naimá

http://www.cuerpodemujeralmadebruja.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s